Escenarios prácticos para usar ShareSync

Revisemos algunos usos prácticos de ShareSync, a través de ejemplos que se van presentando en el día a día de las organizaciones.

 

Archivos demasiado pesados para ser enviados por correo

Los despachos de ingeniería, arquitectura, las empresas que se dedican a la creación de elementos multimedia, siempre requieren enviar información por correo a sus clientes. Imaginemos una firma publicitaria que tiene que enviar el demo de un comercial en video, el cual pesa 300 Mb. Enviar este archivo como adjunto simplemente resulta imposible, ya que la mayoría de los servicios de correo limitan el tamaño de los archivos a enviar como adjuntos en un e-mail.

Usando el plugin de ShareSync para Microsoft Outlook, simplemente creamos nuestro correo, indicamos la dirección de correo del destinatario, el asunto, e indicamos algunos datos importantes en el cuerpo del mensaje. Por último, hacemos clic en la ficha MENSAJE y pulsamos el icono de ShareSync para insertar un enlace. Seleccionamos el archivo a insertar y eso es todo. Observaremos que se agregó un enlace en la parte superior del cuerpo de nuestro correo. Al mismo tiempo, el archivo que seleccionamos es copiado a nuestra carpeta ShareSync.

Cuando el destinatario reciba nuestro mensaje de correo, bastará con que pulse clic en el enlace del archivo, para ser redirigido al navegador de internet predeterminado en el equipo del destinatario, el cual simplemente tendrá que elegir en donde desea guardar el archivo.

 

Consulta de archivos fuera de la oficina

Hemos pasado todo el día fuera de la oficina, y nuestro jefe nos pide información con carácter de urgente. Lamentablemente nuestra computadora portátil se quedó sin batería, lo cual complica aún más la situación. La parte buena de este escenario, es que contamos con nuestro teléfono móvil. Entonces accedemos a la App ShareSync y buscamos en nuestras carpetas el archivo requerido. Una vez que lo encontramos, le compartimos un enlace a nuestro jefe con la información deseada, para que él pueda consultarla.

 

Computadoras dañadas

Estamos trabajando con nuestra computadora, y de pronto sin previo aviso, nos aparece una pantalla azul indicando que algo grave pasó con nuestro equipo. Lo reiniciamos y observamos que no arranca. El disco duro dejó de existir. Esta situación sería catastrófica si no contáramos con un respaldo de nuestra información en ShareSync. El problema se ve minimizado, ya que sabemos que al cambiar el disco duro de nuestro equipo, instalaremos el Cliente de ShareSync y nuestra información regresará. Entre tanto reparan nuestro equipo, podremos consultar nuestra información vía web desde otro equipo, o en nuestro teléfono inteligente.

 

Te invitamos a contratar ShareSync para ti o tu empresa, al mejor precio.

Consulta los planes que Anscom tiene para ti, y disfruta de la tecnología ShareSync.